lunes , 10 mayo 2021
Inicio - Sant Joan Actual - El Hospital de Sant Joan se adhiere a la campaña de la OMS para poner fin a la tuberculosis

El Hospital de Sant Joan se adhiere a la campaña de la OMS para poner fin a la tuberculosis

  • Un grupo de profesionales organizan una mesa redonda para concienciar sobre esta patología
  • La incidencia de la tuberculosis ha descendido un 65% en los últimos años, pero continúa constituyendo un problema de salud pública

El Hospital Universitario de Sant Joan d’Alacant, adscrito a la Conselleria de Sanitat Universal i Salut Pública, ha celebrado hoy, Día Mundial de la Tuberculosis, una mesa redonda para sumarse a esta conmemoración promovida por la OMS bajo el lema “Unidos para poner fin a la tuberculosis”.

La tuberculosis es la primera causa de muerte en el mundo por una enfermedad infecciosa. Cada año fallecen 1,4 millones de personas afectadas por esta patología, según la OMS, que hace un llamamiento para, entre todos, se ponga fin a la enfermedad  a través del trabajo colectivo.

“De este modo, hemos organizado esta jornada en la que vamos a abordar los temas más candentes para, desde nuestro Departamento, concienciar sobre este problema, de manera que todos los profesionales tomemos conciencia y sigamos pensando en ella, porque es una enfermedad que todavía existe en nuestro medio y sigue siendo un problema de salud pública”, ha subrayado el doctor José María Cuadrado, responsable de la Unidad de Enfermedades Infecciosas (UEI) y coordinador de la cita.

Por lo que respecta a la situación epidemiológica, la preventivista María José Corrales ha expuesto la situación actual de la tuberculosis en el mundo, en Europa y, por último, en la Comunitat. “Desde finales de la década de los años 90, las tasas de tuberculosis en nuestra Comunidad mantienen una tendencia descendente; de los 24 casos por 100.000 habitantes del año 1998 a la tasa registrada en 2015 (8,4 por 100.000 habitantes), se ha producido una disminución del 65%, lo que representa un descenso medio anual del 3,8%”, detalla la doctora Corrales. Sin embargo, “los datos ponen de manifiesto al mismo tiempo el importante camino por recorrer para alcanzar las metas de la estrategia Fin de la Tuberculosis de la OMS”, aclara.

Un tema relevante a tener en cuenta con respecto a esta patología es el retraso en el diagnóstico, a cuyas causas se ha referido el doctor José Luis Calpe, jefe de la Sección de Neumología del Hospital Marina Baixa de Villajoyosa. Así, ha mencionado la tardanza del paciente en pedir ayuda sanitaria, por ejemplo, cuando se presentan síntomas como la tos y la fiebre (el síntoma que más hace solicitar ayuda médica es la hemoptisis o expectoración con sangre). “También influye el ser autóctono o inmigrante, tardando más en acudir a los servicios sanitarios estos últimos. Por parte del sistema sanitario, la concepción de que la tuberculosis se ha convertido en una enfermedad poco frecuente hace que exista una escasa sensibilización por parte de los profesionales de atención primaria (de media a cada médico le corresponde en su cupo un caso cada cinco años), y por parte de asistencia especializada, ha influido la lentitud de los medios diagnósticos, aunque últimamente se dispone de medios más rápidos”, ha señalado el doctor Calpe.

Coincidiendo con esta afirmación, la microbióloga Coral Martín ha destacado que  el diagnóstico etiológico supone un reto. “Es cierto que los métodos convencionales de diagnóstico son laboriosos; por ello, los nuevos métodos moleculares para la detección de la tuberculosis y de su resistencia a los fármacos tuberculostáticos, han supuesto un gran avance, tanto para el diagnóstico de la enfermedad como para su rápido y adecuado tratamiento”.

Asimismo, se ha hablado sobre la tuberculosis multirresistente a los antibióticos, “un problema creciente en frecuencia, de difícil tratamiento y alta morbimortalidad”, según el neumólogo Juan Manuel Arriero. “Su tratamiento, de larga duración, incluye múltiples fármacos con efectos secundarios, en ocasiones severos. Es por ello que la transmisión de esta forma de tuberculosis va a suponer en los próximos años un reto sanitario de primera magnitud a nivel mundial”, ha remarcado.

También se ha abordado el tema del tratamiento de los pacientes candidatos a fármacos biológicos. “Durante los primeros años de la terapia biológica, se objetivó que la tuberculosis era una de las infecciones oportunistas más frecuentemente asociadas con el uso de los fármacos llamados antiTNF alfa”, explica el doctor Francisco Jover, adjunto de la Unidad de Enfermedades Infecciosas de Sant Joan. Por este motivo, las diferentes sociedades científicas implicadas fueron desarrollando documentos sobre recomendaciones, con el objeto de disminuir los casos de tuberculosis en pacientes candidatos a ser tratados con estos fármacos, logrando reducir de forma importante la incidencia de esta infección en estos pacientes, así como evitar la transmisión de la enfermedad. El doctor Jover ha actualizado los conocimientos al respecto de este tema, así como las recomendaciones nacionales e internacionales de su manejo.

La jornada ha concluido con un punto de vista original, una visión histórico-artística de la enfermedad, a cargo del jefe de la Sección de Neumología de Sant Joan, el doctor Eusebi Chiner. Y es que la tuberculosis se conoce desde antiguo y ha estado presente en el arte, en la música, la literatura e incluso el cine. “Artistas o científicos como Moliere, Watteau, Laennec, Modigliani, Bécquer, Allan Poe, Cristóbal Rojas, Chopin o Miguel Hernández, entre otros muchos, padecieron la “peste blanca” y fallecieron de tuberculosis, impregnando gran parte de su obra y de su vida, de la enfermedad”, ha apuntado el doctor Chiner.

Puedes ver también...

Sant Joan comienza las obras de la Oficina Municipal de Información al Ciudadano

La oficina de Atención a la Ciudadanía, que supondrá un coste de 40.000 €, tendrá …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *